Latch hooking, la técnica textil que crece con fuerza